Cuando hablamos de tatuaje, los diseños, los tatuadores y las modas del momento son las que reciben toda la atención, pero si algo es básico en el arte de tatuar eso es la tinta.

En la actualidad, podemos encontrar miles de variaciones de color, tanto en tono como en saturación, pero realmente ¿sabemos qué tipo de tintas podemos encontrar en el mercado?.

Hemos hablado en alguna ocasión de los mitos que existen sobre los problemas que puede ocasionar, él introducir debajo de nuestra piel elementos externos como es la tinta, y quizás, es el momento de hacer un pequeño repaso sobre los tipos de tinta que podemos encontrar en el mercado, para ser consciente de ello, y poder elegir la tinta que mejor se adapte a nuestras características.

En primer lugar, dejaremos claro que existen unas leyes sobre la practica del tatuaje que cada país regula con su ministerio de sanidad correspondiente, como podemos ver en este articulo,  y que se encarga de evitar prácticas perjudiciales para la salud de los clientes, por lo que si nuestro tatuador sigue la ley no debería existir ningún problema a la hora de realizarnos un tatuaje.

Los tipos de tintas se suelen repartir en dos grupos, las tintas vegetales y las tintas sintéticas o minerales, y cada una de ellas tienen sus virtudes e inconvenientes.

TINTAS VEGETALES

Como su propio nombre indica, son tintas cuyos pigmentos son de origen vegetal y el aglutinante usado para su transformación en líquido también será vegetal en el caso de las tintas veganas o animal/vegetal en las que no lo son.

Muchas veces se habla de estas tintas como tintas “hipoalergénicas” pero esto no es del todo cierto, no se puede asegurar al 100% que no exista ninguna persona alérgica a alguno de sus componentes, pero si es cierto que el peligro de alergias a comparación con las tintas minerales es caso inexistente.

El contra lo encontramos a la hora de escoger el color, ya que se las tintas vegetales suelen tener una gama más restringida y el tono suele ser más apagado, los tatuajes con colores más “sintéticos” son difíciles de conseguir por no decir imposible y requieren un poco más de cuidado por parte del tatuado ya que son más fácilmente asimilables por el cuero humano los que provoca que se deterioren más rápidamente.

De todos modos, si cuidamos nuestra zona tatuada esto no debe ser ningún problema.

TINTAS SINTÉTICAS

Las tintas sintéticas son las que más controversias provoca ya que sus pigmentos se realizan en base a metales.

El hecho de que en su composición encontremos elementos minerales ha creado una serie de  leyendas urbanas como las que nos explica los problemas que podemos tener con las resonancias magnéticas, tema del que hablamos en este post.

Lo que sí es cierto, es que pueden convertirse en tatuajes que provoquen reacciones alérgicas en personas propensas a ello.

La tinta roja es una de las tintas con más problemas alérgicos debido a que puede contener mercurio, aunque muchas de las tintas ya solo producen con derivados que no contiene este elemento. Eso sí, es uno de los colores con más dificultades para su curación.

Tintas como la amarilla y la verde también pueden causar problemas a diferencia de la negra que no suele causar ninguna reacción.

Estas características han llevado a muchas personas a preguntarse sobre los posibles efectos nocivos que el tatuaje puede causar sobre nuestra salud, como pudimos ver en este reportaje de la vanguardia.

La ventaja de las tintas minerales, es su durabilidad y gama de color, colores que suelen ser mucho más saturados y brillantes.

De todos modos las tintas se pueden mezclar entre sí, lo que convierte las paletas de los dos tipos de tintas en casi infinitas, y en definitiva, no sólo el tipo de tinta determina el resultado final, el lugar donde nos hagamos el Tattoo y por supuesto la pericia de nuestro tatuador puede hacer que un mismo tatuaje se vea completamente diferente en dos personas.http://www.monsieurink.com/tatuajes-que-cambian-de-color-para-diabeticos/Cómo hemos hablado en alguna ocasión Monsieurink no sólo existen este tipo de tintas, y en la actualidad encontramos desde las llamadas tintas semi-permanentes, a tintas efímeras, Glow in the dark o con fines médicos.

En el caso de las tintas médicas o las efímeras, son tintas creadas específicamente con unas funciones especiales que se encuentran en plena investigación y desarrollo por lo que no tenemos mucha información del tema. 

En el caso de las tintas semi-permanentes, son tintas de origen vegetal, que aprovechan las características absorbibles de este tipo de tinta para intentar desaparecer con el tiempo, pero esto no es asegurable al 100%.

En el caso de las tintas fluorescentes y ultravioletas, se realizan con una base de fósforo lo que las hacen peligrosas para la salud al provocar alergias y cicatrices además de no estar aprobadas por la ley, por lo que desaconsejamos su uso.

¿te ha parecido útil nuestro post?, haznos tus preguntas o dinos lo que te apetezca en la sección de comentarios y ¡no olvides seguirnos en nuestra redes sociales!!.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies